Aunque ciertamente para aumentarse las mamas solo basta la voluntad, decisión y los recursos. Se ha probado que ciertas estaciones del año pueden favorecer está cirugía, y en esta entrada conocerás ¿Qué época es la mejor para un aumento de pecho? Según donde se resida, será mejor el invierno, primavera y otoño para este tipo de estética.

chica ocn aumento de pecho

¿Cuándo es mejor operarme  para aumentar el pecho?

La cirugía de aumento de pecho es una de las más solicitadas por las mujeres en todo el mundo, en especial de los países occidentales. Sin embargo, muchas mujeres se preguntan cuál es la mejor época del año para hacerse un aumento de mamas.

Lo cierto es que no existe una estación del año especial o específica para operarse los pechos, esta puede hacerse en cualquier momento, siempre que la mujer haya tomado la decisión y cuente con los recursos para someterse a esta cirugía.

En general, la intervención de aumento de pecho tiene la ventaja que es de recuperación rápida. En solo una semana se pueden retomar parcialmente buena parte de las actividades diarias. Un hecho que suele preocupar a las mujeres, la mayor limitación es levantar peso o hacer esfuerzos físicos considerables.

Más allá de esto, no habría mayor inconveniente, y suele ser la razón del porqué las mujeres se someten a este tipo de operaciones de mamas en épocas de vacaciones escolares y suyas propias, que por lo habitual es verano

Seguramente, se asocie esta relación con algún período específico para realizarse la intervención. Es decir, que la mejor época del año para aumentarse el pecho es cuando la paciente cuente con días libres suficientes para recuperarse del postoperatorio.  

No obstante, la experiencia de las mujeres y propios cirujanos puede apuntar a otros momentos del año según sus preferencias. Y aunque ciertamente es un tema muy personal, nunca está de más considerar las opiniones de quienes saben, así que veamos qué época resulta mejor para aumentarse el pecho.

Aumento de pecho en verano

Cuando la decisión de aumentarse el pecho es en verano, es conveniente tener presente algunas pautas, en especial para garantizar una adecuada cicatrización. Es en esta estación anual, que la familia acude a las playas, piscinas, ríos, etc., para mitigar la acción del calor, muy usual en esta época veraniega.

Pero de optar por este período para aumentarse los pechos, se debe tener presente que las primeras semanas hay que evitar acudir a sitios con altas temperaturas, puesto que puede conllevar a una mayor inflamación en las mamas y áreas aledañas.

Igualmente, se debe evitar a toda costa la exposición a los rayos solares, sobre todo la cicatriz o haya presencia de hematomas, donde el sol puede manchar u oscurecer toda la zona

¿Qué tener en cuenta en un aumento de pecho en verano?

Un aspecto a considerar en la estación del año para aumentar los pechos en verano es el sujetador especial postoperatorio, que debe usarse por todo un mes. Este accesorio carente de aros, garantiza la firmeza del pecho durante la cicatrización. Y ciertamente en verano puede ser bastante incómodo por el habitual calor veraniego y sudor. 

De tal modo, que para las personas que usualmente padecen de mucho calor durante esta temporada, pero es el momento que conviene por cuestión de tiempo, adelante. No obstante, se debe saber que no se podrá lucir el nuevo escote para este verano.

Lo ideal en todo caso es hacerse la cirugía de aumento de pecho por lo menos con 3 meses previos a la época estival, puesto que deberán transcurrir un tiempo prudente, hasta que los tejidos mamarios, las prótesis se acoplen y los pechos estén más blandos, suaves y modelados. 

Aumento de pecho antes del verano

Ahora bien, en caso de decidir practicarse la cirugía en los meses previos al verano, se sugiere usar protectores o parches de silicón, ello con la finalidad de proteger la cicatriz del sol.

Todo tipo de cirugía que sometida a los rayos solares, como el caso del aumento de pecho o estético, puede traer consecuencias adversas, por lo que conviene evitar exponerse al sol del verano, a fin de que no se pigmente u oscurezca la piel tratada y con cicatrices.

Esta aclaratoria es pertinente, porque puede ser que hacerse la cirugía de aumento de pecho previo al verano resulte más conveniente, por razones de tiempo o comodidad.

Se debe recordar que se debe usar el sujetador en toda la fase postoperatoria y llevarlo en los meses calurosos puede resultar incómodo de llevar con el atuendo propio del verano.

Consideraciones del aumento de pecho previo al verano

Si se opta por aumentarse los pechos antes del verano, una buena época es la primavera, en cuya estación todavía el sol no es muy fuerte. Se puede decir, que la mejor época para este tipo de cirugía son los 8 meses previos, que abarcan el antes y después del verano, siendo está estación donde hay más exposición directa a la radiación solar.

Por tanto, lo ideal en cualquier cirugía con fines estéticos, como el aumento de pechos, es optar por una temporada distinta al verano, más aún si obedece a una operación reductiva o de levantamiento de mamas, porque suelen dejar cicatrices más grandes que el aumento.

Al tiempo, que al tener que usar un sujetador especial postoperatorio, facilita su uso en primavera, otoño o invierno, porque se llevan prendas más abrigadas, lo que cubre mejor este tipo de accesorio.

 Aumento de pecho en invierno

Son muchas las personas que concluyen que la mejor época para un aumento de pecho es el invierno. La principal razón para ello es evitar la peligrosa exposición al sol y favorecer el proceso de cicatrización, por tanto, una recuperación más óptima.

Además, las heridas se mantienen más secas y desinflamadas, al no tener que lidiar con el habitual calor y sudor, permite asimismo camuflar el sostenedor postoperatorio, debido a que la ropa es más abrigada, sin dejar de mencionar que no hay menos riesgo de manchas por el sol.

Ventajas de aumentarse el pecho en invierno

Debido a las bajas temperaturas del invierno, resulta más fácil bajar la inflamación tras la  cirugía de aumento de pecho. Sin dejar de reiterar que las heridas cicatrizan más rápido y favorablemente. 

Rápida recuperación: decidir aumentar el pecho en invierno puede ser más sencillo, porque el postoperatorio o recuperación es más fácil de llevar, sin el peligro de no salir por el sol. El tiempo demanda mayor reposo y tranquilidad, así como menos actividad física.

Discreción: en invierno se suele ir más abrigado por el frío, lo que sin duda es una ventaja para disimular la cirugía y pasar desapercibida ante los demás, y para cuando llegue el verano, se puede usar ropa más ligera, presumir el aumento de pecho porque ya se habrá recuperado y nadie se dio cuenta.

Evitar el sol: la exposición al sol es muy perjudicial directa o indirectamente cuando se practica un aumento de pecho. No hay que tener mayor cuidado en la cicatriz en invierno, mientras que con el sol la recuperación es más larga, además del problema asociado a la cicatrización.

Reposo: luego del aumento de pecho es fundamental dedicarse al reposo. Por lo que el invierno es la época indicada para estar en casa, al ser una temporada que no suele salir tanto, es posible descansar y recuperarse mucho mejor. 

Publicaciones Similares